FRUTICULTURA

Exportaciones: el Valle de Río Negro pierde millones

Por la caída de la cantidad exportada y los precios globales, a la región ingresaron 70 millones de dólares en concepto de comercialización.
1 de Julio de 2019

La crisis que atraviesa el sector frutícola del Valle de Río Negro y Neuquén sigue sumando ingredientes.

A la progresiva caída de la producción de peras y manzanas, el reciente cierre de la frontera de Brasil y la falta de calidad sobre nuestra oferta exportable, ahora se le agrega un sensible retroceso de los valores en destino para nuestra fruta.

"Los mercados no están ayudando", confió, con preocupación Marcelo Loyarte, Gerente General de CAFI al ser consultado por el tema. Según datos suministrados por el área de comercio exterior del Indec, el precio promedio declarado por las exportadoras en puerto de origen para las manzanas (valor FOB) alcanzó en este primer cuatrimestre del año los 0,77 dólares por kilo (algo más de 15 dólares por caja), valor que refleja una caída del 25%, en relación a las cotizaciones declaradas para este mismo período del 2018.

Esta misma tendencia se observa en las peras exportadas por la Argentina. El promedio FOB alcanzó los 0,79 dólares por kilo mostrando una perdida interanual del orden del 19%. Cuando se ponderan las exportaciones de ambas especies (peras y manzanas) la caída del valor FOB se ubica en torno al 21%.

Pero no sólo se registran mermas en los valores exportados, también se observan menos volúmenes sobre las ventas externas. Relacionando estas dos variables (precio por cantidad) se puede señalar que, en estos primeros cuatro meses del año, producto de una merma de precios logrados en el exterior (-21%) y la caída en cantidades (-11%), dejaron de ingresar al sistema frutícola carca de 70 millones de dólares. 

Causas del ajuste

Distintos empresarios consultados coinciden en señalar que la caída de precios en el mercado internacional se debe fundamentalmente a los altos niveles de stock que encontró nuestra fruta en los mercados de ultramar.  

El otro punto -algo que ya es histórico en el Valle- fue el bajo nivel de calidad que se logró en esta cosecha, producto ello de la falta de dinero en muchas explotaciones que no pudieron completar sus trabajos culturales. 

Para algunos analistas también podría estar incidiendo en esta baja, una presunta subfacturación por la comercialización de su fruta en ciertas empresas.

FUENTE: JAVIER LOJO - DIARIO DE RIO NEGRO

Etiquetas:
Suscríbase para recibir notificaciones importantes
CHACRA desea enviar noticias de primerísima mano.
Para aceptar basta con hacer click en el botón "Permitir"