Clima

Entre Ríos: una histórica tormenta de granizo destrozó viviendas e hizo perder cosechas

La intensa caída de se prolongó durante unos 20 minutos y resultó principalmente intensa al norte de la provincia, en las localidades de Chajarí y Sauce de Luna, y en el centro oeste de la provincia, en la localidad de Viale.
12 de Julio de 2022

 La provincia de Entre Ríos amaneció con las rutas cubiertas de hielo, viviendas destrozadas, cosechas perdidas y hasta aves muertas, como consecuencia del intenso granizo caído en pocos minutos.

La intensa caída de granizo se prolongó durante unos 20 minutos y resultó principalmente intensa al norte de la provincia, en las localidades de Chajarí y Sauce de Luna, y en el centro oeste de la provincia, en la localidad de Viale.

El fenómeno meteorológico comenzó cerca de las 5 de la mañana y fue "muy intenso, de un ruido ensordecedor y prolongado por unos 20 minutos", acumulando "por cuadra, un metro de alto" de granizo, detalló en conferencia de prensa Carlos Weiss, intendente de Viale, ubicada a 57 kilómetros de Paraná, la capital provincial. "Fue algo totalmente anormal, nunca en la historia había ocurrido algo similar", resaltó.

La tormenta de granizo produjo la obstrucción de los desagües pluviales, generando anegamientos e inundaciones en las viviendas de familias que debieron ser asistidas. También hubo postes de luz y tapiales caídos, voladuras de techos y chapas, se rompieron ventanas, claraboyas y espacios públicos, y se registraron daños en los vehículos estacionados en la calle.

"Las pérdidas son muy importantes, las familias de las zonas más vulnerables son las más afectadas, y es donde se está asistiendo", aseguró hoy Carlos Weiss, intendente de Viale, que se ubica a 57 kilómetros de Paraná, la capital provincial.

La tormenta de granizo comenzó cerca de las 5 de la mañana del lunes y fue "muy intensa, de un ruido ensordecedor y prolongado por unos 20 minutos", tanto que se acumuló "por cuadra, un metro de alto" de granizo, detalló Weiss en conferencia de prensa. "Fue algo totalmente anormal, nunca en la historia había ocurrido algo similar", comentó el funcionario.

Eso produjo la obstrucción de los desagües pluviales, generando anegamientos e inundaciones en las viviendas de familias que debieron ser asistidas. También hubo postes de luz y tapiales caídos, voladuras de techos y chapas, se rompieron ventanas, claraboyas y espacios públicos, y se registraron daños en los vehículos estacionados en la calle.

"Se está asistiendo a las personas con colchones, frazadas, restablecimiento de servicios y desagote de cloacas y desagües", afirmó el jefe comunal, a la vez que destacó el trabajo en conjunto entre el Municipio, Defensa Civil y el Ministerio de Desarrollo Social provincial.

Asimismo, máquinas municipales y retroexcavadoras trabajaron durante la mañana y el mediodía, para limpiar y liberar las calles por la acumulación de piedras.

En los edificios públicos, en tanto, "tuvimos el mismo inconveniente por la obstrucción de los desagües pluviales, se inundaron y se mojó algo de documentación y computadoras", dijo Weiss, por lo que avanzan para restablecer los servicios "lo antes posible".

Por otra parte, se detectaron grandes cantidades de aves sin vida, como loros, gorriones y palomas que vivían en árboles céntricos y también en zonas rurales.

Asimismo, el temporal afectó otras zonas de Entre Ríos, con fuertes vientos y caída de agua, pero de menor intensidad. De ello dan testimonio los videos de distintos usuarios de redes sociales, que muestran parques teñidos de blanco y montañas de bolas de hielo agolpadas en las puertas.

En el departamento de Colón, al este de la provincia, se registraron caída de árboles, cables, postes de luz, carteles y juegos de plazas, voladura de chapas, tanto en la ciudad homónima como también aledañas, como San José. También el intenso viento provocó la caída del servicio eléctrico de cinco de las seis subestaciones de energía de Colón.

En ese sentido, personal de Defensa Civil, Bomberos Voluntarios, la empresa energética Enersa, Policía y el equipo municipal trabajan para solucionar los inconvenientes.

En el departamento Uruguay, más al sur, una granja avícola a 16 kilómetros de Santa Anita, sufrió la roturas de techos, provocando la muerte de gran cantidad de pollos, al igual que un galpón local que quedó destruido.

Asimismo, hubo inconvenientes en las zonas de las localidades de Durazno, Guardamonte y Altamirano, del departamento Tala, en el centro de Entre Ríos.

Como sucedió en el departamento de Colón, al este de la provincia, donde se registraron caída de árboles, cables, postes de luz, carteles y juegos de plazas, voladura de chapas, tanto en la ciudad homónima como también aledaña. También el intenso viento provocó la caída del servicio eléctrico de cinco de las seis subestaciones de energía de Colón.

A su vez, se registró granizo aunque de menor tamaño, en la zona rural de Mocoretá, Colonia Mota, San Gregorio, colonias Santa Eloisa, Razzeta, Feliciano, La Florida, Santa María, San Roque, Santa Juana y otros puntos de Chajarí y Villa del Rosario, la granizada fue impresionante y cubrió de blanco veredas y calles,

Por Laura Gambale

Etiquetas:
Suscríbase para recibir notificaciones importantes
CHACRA desea enviar noticias de primerísima mano.
Para aceptar basta con hacer click en el botón "Permitir"